MundoReal™, Películas, Posts

Top[-of-mind] 5 películas sobre cambio climático por el BAD’09

El Blog Action Day (BAD., eso pasa por no sentarse un rato a pensar en los acrónimos) es una iniciativa para juntar a todos los bloggers del mundo a favor de una causa específica, generalmente a favor del medio ambiente o del planeta en que vivimos, lo cual es un tema con la suficiente proporción de inevitabilidad e identificación como para que todos tengamos algo que decir al respecto.

Pues bien, como no tengo mucho tiempo ahora para hacer un ensayo a conciencia sobre lo que es para mí el cambio climático, les ofrezco las primeras cinco películas que podríamos relacionar con este fenómeno, y a lo mejor podamos sacar algo útil:

5. La Era de Hielo (la 1 y la 2, la 3 es sólo el mismo grupo de bichos haciendo pavadas): Porque es el cambio climático que nos prácticamente dio origen al mundo que conocemos, donde los mamíferos son la forma de vida dominante, representada en orden de inteligencia por los hombres, los delfines y los ratones. Y también nos enseñó que en esos tiempos los individuos podían vivir lo suficiente para ver la Tierra congelarse y descongelarse. Si una ardilla puede, no veo por qué nosotros no.

4. Dune (la película, aunque la miniserie es mejor): Porque gracias a la obra de Herbert sabemos que un planeta sabe cómo salir adelante a pesar de que nosotros no tenemos ni idea de qué nos toca hacer para resolver las cosas, y es más, muchas veces las cosas, sólo por ser irregulares, no significa que sean catastróficas. No podemos esperar que un mundo que sabemos que ha cambiado desde siempre deje de cambiar sólo porque afecta a la maquinaria capitalista y la oligarquía política y económica. Al final la naturaleza misma sabrá como traérselos abajo.

3. Inteligencia Artificial (o “I see robot people”):  Porque aún cuando caduquemos, después de haber alcanzado la capacidad para producir robots que se puedan hacer pasar por nuestros hijos, sin mencionar aGigolo Joe (what-do-you-know?), el mejor personaje de Jude Law junto a su imitación de Michael Caine en Alfie, los niños serán capaces de soñar. O por lo menos los niños robots que sobrevivan en cápsulas tiempo después de que los océanos se eleven y sean rescatados por extraterrestres que parecen hechos de UHU solidificado.

4. El Planeta de los Simios (la primera, hagamos como que lo de Burton sólo era un homónimo): Porque cuando dejemos de ser la especie dominante, nuevas criaturas tomarán nuestro lugar. Criaturas que no perdieron el vello corporal dentro de su proceso evolutivo y se ven muy simpáticas con un chaleco y un gorrito rojo (esa escena no quedó en el corte final, pobre Dr. Zaius). Y cuando alguien pregunte “Hey, ¿te acuerdas de la especie dominante antes de nosotros, esos que ahora guardamos en jaulas y vendemos como mascotas?”, otro responderá: “Claro, es la misma especie que mandó a hacer estatuas de cobre que sólo sirven para freír pescado las noches de tormenta”. Ahh, good times.

5. Mad Max 2: Road Warrior y Mad Max 3: Beyond Thunderdome: Porque un cambio en la estructura de poder y en la disponibilidad de los recursos traerá una era de incomparable inventiva y actividades deportivas únicas que cambiarían la manera de ver la vida. Porque cuando puedes morir en cualquier momento por un tío con corte mohicano que maneja un automóvil tuneado a punta de poleas (o en su defecto un tipo llamado Blaster), tratas de sacarle todo el provecho a la vida mientras puedas. El tema de la película en realidad es crisis energética, pero no es como que fueran a ser las cosas muy distintas con una crisis ecológica o meteorológica.